Crónica taurina: La primera del Zapato, sin opciones

Crónica de la primera novillada del XLV Zapato de Oro en Arnedo con novillos de Pedrés para Juan Carlos Carballo, Pablo Atienza y Alejandro Gardel

El novillo 'Clarinete' para Juan Carlos Carballo en el Arnedo Arena
El novillo 'Clarinete' para Juan Carlos Carballo en el Arnedo Arena
- Publicidad -Libros de Texto La Rioja

Se lidiaron novillos de Pedrés para Juan Carlos Carballo, Pablo Atienza y Alejandro Gardel. Los novillos bien presentados dejaron que desear ya que su juego no fue más allá de la mansedumbre y escasez de fuerzas, salvo el cuarto (bis) que fue un ejemplar encastado. Se devolvieron al corral cuarto y sexto, tal y como ha venido contando Noticias de Arnedo, novillo a novillo.

Juan Carlos Carballo, que obtuvo su hueco en los carteles tras el anuncio de la retirada de Carlos Ochoa de los ruedos, era el encargado de abrir feria. Carballo basó sus dos faenas en la mano izquierda y tratando de componer la figura, encajando los riñones en cada pase. En el primero de su lote logró dar una vuelta al ruedo y en el cuarto de la tarde se las tuvo que ver con el animal que en sorteo matutino quedó como sobrero. Ya que el novillo titular quedó lesionado tras partirse una mano. Dicho sobrero fue el mejor animal de toda la tarde. Una animal encastado y fijo en la muleta y con transmisión en la muleta. Carballo falló repetidas veces con la espada antes de pasaportarle perdiendo al menos poder dar otra vuelta al ruedo.

Pablo Atienza se llevó el peor lote de la tarde. Su primer oponente tenia la fuerza justa para mantenerse en pie y cada vez que Atienza citaba, el novillo perdía las manos al querer embestir. No fue mucho mejor su segundo, el quinto de la tarde, no hay quinto malo, dicen… Pues hoy lo hubo y Pablo solo puso poner predisposición alargando una faena que no conducía a ningún sitio.

Alejandro Gardel dejó lo mejor de la tarde con el capote en el recibo del tercero dibujando despacio varías verónicas. Puestos en faena ya, las ganas que puso Alejandro fueron superiores al resultado que el madrileño esperaba de su actuación. Dejó bonitos naturales. La espada también falló y mató tras tres pinchazos. El sexto también fue devuelto a los corrales esta vez, por perder las manos repetidas veces. Con el sobrero del mismo hierro lo intento Gardel por ambos pitones gustándose sobretodo en la fase final de cada muletazo.

  • Plaza de toros Arnedo Arena. Un cuarto de plaza.
  • Viernes 28 de septiembre de 2018.
  • Novillos de Pedrés
  • Juan Carlos Carballo: vuelta y silencio tras aviso.
  • Pablo Atienza: silencio en ambos
  • Alejandro Gardel: silencio en ambos.

Una crónica de Javier Rubio Miranda para Noticias de Arnedo

- Publicidad -Cursos DESA en La Rioja