La Clavelina gana el XII Trofeo al mejor pincho de Ajo 2019 de Arnedo

En segunda posición ha quedado el pincho diseñado por el Bar La Poma, y en tercer lugar el Restaurante Sopitas

- Publicidad -
Saneamientos Mazo en Arnedo

La Pastelería La Clavelina ha sido la ganadora de la XII edición del Trofeo al mejor pincho de Ajo 2019 de Arnedo, tal y como ha comunicado esta mañana la Asociación del Casco Antiguo de Arnedo. La medalla de plata ha correspondido al pincho diseñado por el Bar La Poma y completa el podio el Restaurante Sopitas en tercera posición.

- Publicidad -
Capacitanes Esports Club en La Rioja

Todos estos pinchos han sido saboreados por los arnedanos y turistas entre el Jueves Santo y el Lunes de Pascua y durante el siguiente fin de semana, como parte de la Ruta del Pincho de Ajo. Tanto La Clavelina, como el Sopitas repiten podio este año, ya que el curso pasado se alzaron con la tercera y la primera plaza, respectivamente.

Composición de los pinchos

En cuanto a los pinchos, “Vermú y un huevo… asado” ha sido el que ha elaborado La Clavelina, que lo describe como un “aireado de ajo sobre nido de chocolate Venezuela 72% cacao. Por su parte, el pincho del Bar La Poma era un “Cantonajo”, que constaba de “ajetes, pimiento verde, rojo y amarillo, cebolla y carne de codillo de cerdo”.

En tercer lugar, el pincho diseñado por el Restaurante Sopitas era un “Capirote”, echo a partir de “un cucurucho relleno de crema de ajos con carne mechada y espiral de torrezno crujiente”.

Sin duda, todos y cada uno de ellos representa un manjar por sí mismo, pero, como en todos los certámenes, la Asociación del Casco Antiguo de Arnedo se ha visto en la difícil tesitura de elegir un vencedor y dos finalistas.

El Día del Ajo Asado y la Ruta del Pincho del Ajo se han convertido en sus últimas ediciones en uno de los mayores atractivos turísticos para la Ciudad del Calzado. Lamentablemente, aún habrá que esperar un año entero, para poder disfrutar de uno de los acontecimientos que además de caracterizar a Arnedo, impregnan las calles del olor al ajo y la brasa.